¡Y con los últimos comentarios sin censuras!!!

lunes, 13 de septiembre de 2010

Todos tienen MIEDO en Venezuela

Las consecuencias de un  ineficiente sistema de justicia  es  el miedo, miedo a usar el transporte público, miedo a transitar libremente incluso en sus propias comunidades, miedo a ser robado o atacado,  miedo a hablar en fin, miedo a toda una ciudad.

Agraviados o incriminados, todos en este país tienen miedo, los agraviados o familiares terminarán  insatisfechos porque la justicia jamás llegó y los incriminados en un delito, terminarán con años de retardos procesales, en un depósito de seres humanos que en nuestro caso produce centenares de prisioneros muertos al año quienes se salvan están lejos de lograr su reinserción a la sociedad, el individuo termina por caer el círculo vicioso del crimen.

La justicia es la consecuencia de tener una política criminal coherente factible y sostenible en el tiempo. La política criminal es el conjunto de planes, proyectos y medidas que, desde las instituciones del sistema penal (Ministerio de Interior y Justicia, Poder Judicial, Poder Legislativo, Sistema Penitenciario, Sistema Policial, Ministerio Público, instituciones de prevención, etc.) se toman para la prevención, control y represión del fenómeno criminal. La principal responsabilidad recae sobre en 4 operadores de justicia: La Policía, (uniformada o de Investigaciones), La Fiscalía, Tribunales y Sistema carcelario.

En los últimos 11 años el país ha entrado en una espiral de violencia y criminalidad indetenible, en Venezuela se comenten más de 185.000 delitos, por ejemplo, hace 10 años en Venezuela poco se conocía sobre “carros blindados”, hoy día hay 12 empresas que blindan aproximadamente  400 vehículos por mes, la empresa privada invierte más 1000 millones de dólares en seguridad para empleados e instalaciones. ¿Cuál será la política criminal de este gobierno?

Luego de la actuación de la policía, uniformada o de investigaciones entra en acción la participación de la Fiscalía. Hay que llevar a cabo una acusación bien fundamentada y blindada ante el juez, quien luego de evaluar todas las pruebas y evidencia la responsabilidad de un perpetrador no tiene otra opción más que sentenciar y finalmente la persona deberá ir a un centro de reclusión a cumplir condena con la garantía de que no será asesinado y tendrá la posibilidad de reinsertarse en la sociedad.

Un sistema eficiente y eficaz es el que evita la comisión de delitos, sorprende y detiene al delincuente en acción, reúne pruebas para quienes no son sorprendido en flagrancia es llevado a juicio y todo debe terminar en una condena y se cierra exitosamente el proceso. La seguridad es una sensación y el único capaz de generar esa sensación es el estado.

En nuestro país un policía uniformado “bien pagado”, Municipal, tiene un Sueldo  825$ a siempre y cuando tenga un título universitario, pero con la inflación  el sueldo se reduce a la mitad: 320 $ por mes; Un policía raso en Colombia devenga 685$ mas primas especiales por cursos de mejoramiento profesional, tiene un seguro que cubre la totalidad de la indemnización de la clínica para el policía, sus hijos, esposa y padres y  crédito para adquisición de viviendas. La cesta básica en Colombia está calculada a uno 560.000 pesos, 2.200 Basf es decir que con estos sueldos cubre necesidades básicas pueden ahorrar y tener una buena calidad de vida.

En Alemania un policía recién graduado gana 890 €, por cursos de especialización hasta  800 €, no pagan ningún tipo de impuestos, incluyen ayudas especiales en la adquisición de viviendas además y el gobierno garantiza un seguro sin monto establecido  para el policía y su familia y cuando se jubila su pago es con todos estos beneficios y de inmediato del último sueldo que haya devengado; En la policía de investigación la BKA, homóloga al CICPC, inician devengando un sueldo de 2500 €. En Alemania, una familia de 4 personas vive bien (sin incluir seguro) con 1000 euros al mes.

¿El resultado? CERO corrupción, personal profesional, motivado, con sentido de pertenencia e identificados con valores y principios. Agentes preocupados por servir  a su comunidad, a su país. Aquí se hace solo por el amor que le tengas a tu profesión, pues no hay ningún incentivo.    Por otro lado, seguimos adoptando estrategias obsoletas en la lucha contra el delito, las famosas alcabalas o racias son estrategias reactivas que de ninguna manera resuelven el tema de la criminalidad, acostumbran al funcionario policial a esperar que un evento lo sorprenda y no a adelantarse a la comisión de un delito, no es posible anticiparse a la un delito estacionados en una alcabala. Esto es una forma ingenua de pretender acabar con la delincuencia, al final nunca llegará mas allá de una discreta disminución de delitos porque el resultado será el desplazamiento a otras aéreas de la actividad criminal.

La estrategia debe girar en ser proactivos y anticiparse a la comisión del delito, para ellos es necesario una puntual y sistemática  medición de la actividad criminal, hora por hora  día por día  hay tener un termómetro capaz de advertir las amenazas y anticiparte a otro hecho criminal, los uniformados deben salir con tareas directas, especificas.

En Venezuela hay 15.000 delitos por mes, 21 por hora, no es posible esperar que se produzca para luego actuar, es decir es como usar un bisturí en una operación quirúrgica, es llegar a el punto exacto que perturba la tranquilidad de los ciudadanos no actividades masivas o reactivas. Obviamente los jefes de policías deben apegarse a las políticas  de sus jefes, Alcaldes o Gobernadores para congraciarse con la comunidad toman las ineficientes vías cortas ordenando alcabalas por doquier, las que realmente hay que aplicar con de largo plazo tienen costo político, sin embargo políticos como Andanas Mockus o en Bogotá  Colombia o Rudolf Gulliani en New York, USA entendieron que esa no era la vía y adoptaron estrategias diferentes  aplicaron planes de largo plazo, que involucraban a los mencionados operadores de justicia, al transporte público, el urbanismo y leyes de convivencia, la resultada disminución de la tasa de homicidios hasta un 80% en un término no mayor a los 4 años.

En nuestro país, el problema es en primer lugar la coordinación, porque las altas esferas gubernamentales  por mezquindad política no permiten que los operadores de justicia se integren en un proyecto coherente y sostenible en el tiempo que permita una reducción gradual y progresiva del delito, por otro lado    como en cualquier proceso gerencial y a fin de garantizar el excelente desempeño, los operadores de justicia deben contar con recursos, financieros y humanos, la infraestructura idónea entrenamiento y equipamiento adecuado para que cada uno pueda lograr sus objetivos, ese  NO el caso de Venezuela durante los últimos 11 años, el gobierno ha manejado más de un BILLON de dólares.

Además, también existe un gran desconocimiento por parte de la Fuerza Armada Nacional, el gobierno durante su pésima gestión contra el crimen, ha anunciado 16 planes para combatir la delincuencia y ninguno dio resultado. ¿En qué se ha invertido este dinero? De hecho, si suponemos que todo ese dinero se hubiese usado en seguridad, correspondería a 150.000 $ por un grupo familiar de 4 integrantes, suficiente un par de policías bien equipados y entrenados, cosa que nunca sucedió, ¿Cuántas patrullas, policías, fiscales, jueces, cárceles,  podríamos tener hoy día en Venezuela? ¿Cuántos hombres y mujeres podrían tener una vida digna para enfrentar la verdadera guerra que libramos todos los venezolanos? ¿Cuántos funcionarios hubiésemos podido formar, equipar y entrenar para dar un servicio óptimo, digno pero sobre todo que llene a los venezolanos de paz y sosiego?

Estos son los temas de los cuales debe ocuparse una Asamblea Nacional plural, el reto es revertir estas espeluznantes cifras criminales, obligar al gobierno nacional a diseñar un plan estratégico a corto mediano y largo plazo con la participación de los operadores justicia  para dar una respuesta inmediata al desasosiego por criminalidad que abruma a los venezolanos y así lograr esta primera meta del objetivo principal de hacer de Venezuela, un país vivible.

Texto original de Ivan Simonovis

No hay comentarios.:

Related Posts with Thumbnails


NOTAS COMPLEMENTARIAS:

* Todo material publicado aquí puede ser copiado y divulgado por terceros.

* Algunas imágenes publicadas han sido extraí­das de Internet. En todo caso, no es la intención del blog atribuirse la autorí­a de ellas, sólo se utilizan para crear un concepto gráfico asociado al artí­culo.

* Somos un weblog que utiliza preponderantemente el idioma español pero de ser necesario (según las circunstancias e informaciones recopiladas) pudieran utilizarse otros idiomas (inglés, portugués, francés, italiano, latín, etc).

* Que se entienda bien: Nadie se hace responsable de lo publicado ni de los comentarios derivados así como tampoco de lo que indiquen enlaces foráneos proporcionados­. Nada puede ser autenticado.

* El propietario de este espacio web nada tiene que ver con el autor, no se hace responsable de lo que está siendo publicado, quien publica aquí lo hace utilizando un seudónimo (no anónimo). Cualquier publicación indebida será eliminada oportunamente a petición de la parte interesada.

* Ningún administrador y/o editor de algún sitio web foráneo que haga referencia hacia aquí es responsable de lo que está siendo publicado.

* Evítese algún mal entendido: Pueden haber rumores, informaciones erradas o no ciertas, como tal deben asumirse, incluso pueden haberse publicado datos, opiniones y noticias con fundamentos escasos. Usted puede reclamar y replicar lo que se considere pertinente en la sección de comentarios de cada publicación sin restricciones, es decir, NO HAY CENSURA PREVIA, ¡pruébalo!

* La función de este sitio web es netamente comunicativa, en ningún momento se pretende desprestigiar a terceros, inducir cosas malas o causar pánico (zozobra) en sus lectores quienes en forma voluntaria acceden aquí.


¡Y aquí es Noticia!!!