¡Y con los últimos comentarios sin censuras!!!

viernes, 20 de julio de 2007

Cambios, cambios y más cambios

Los inicios causan miedo. Es como ver a alguien jugueteando con el interruptor de la luz de nuestra vida y, en cualquier instante, nos pudiera dejar en la más completa oscuridad. Los finales nos someten a la tristeza, al inventario de lo que dejamos de hacer, decir o vivir. Todo inicio conlleva a un final y cada final a un inicio, es inevitable, y es la dinámica de lo vivo.

El mundo soñado no puede estar supeditado a que las cosas se paralicen, se queden tal cual, eso sería muerte. La vida es energía, la energía es movimiento, y éste es cambio; todo cambio es transformación, y en toda transformación la vida florece para dar más vida. Esto es ineludible y es el milagro de la vida, y va mucho más allá de nuestros temores más infantiles o de nuestros más poderosos deseos de controlar. Venimos de allí, somos eso, y es inherente al vivir.

¿Cuánto pesas, cuánto mides? Sí, tú. Imagina ahora de dónde vienes; de la fecundación de un microscópico espermatozoide en un óvulo, y allí comenzó un viaje muy complejo y milagroso hacia la vida, donde cada segundo arrojaba cambios, procesos, situaciones de peligro, placer y orgullo, todo inserto en este viaje de vida.

Un día, cuando más plácidos nos encontrábamos, nos damos cuenta de que no cabemos, que el espacio es insuficiente; nos aterramos, nos negamos, pero algo más poderoso que nosotros nos impulsa a salir, y sentimos que pasamos de una embarcación a otra, a realizar este nuevo y dificilísimo viaje, y si nos resistimos, atentamos contra lo vivo en nosotros y en nuestra madre, por lo tanto, salimos con dolor, dificultad, al shock de lo que otros llaman vida y que ahora comienza a ser nuestra también.

Hasta que mamá, de nuevo, nos toma en sus brazos y sentimos su olor, la reconocemos, nos entregamos en su regazo, pero ya nunca seremos los mismos que estuvimos dentro de ella, ahora todo será distinto, nuevo, lleno de viajes, algunos turbulentos y peligrosos, otros más simples, lo importante es que al timón de ese barco, ahora de adulto, sólo estoy yo, y que en ese inacabado plan de navegación, yo tengo ingerencia, oportunidades y procesos que vivir, con lo mejor de mí.

Recuerda siempre tu viaje, y retoma el timón de tu barco que ahora sólo tiene un faro que ilumina el crecer como única ruta.

Autor: Carlos Fraga.

No hay comentarios.:

Related Posts with Thumbnails


NOTAS COMPLEMENTARIAS:

* Todo material publicado aquí puede ser copiado y divulgado por terceros.

* Algunas imágenes publicadas han sido extraí­das de Internet. En todo caso, no es la intención del blog atribuirse la autorí­a de ellas, sólo se utilizan para crear un concepto gráfico asociado al artí­culo.

* Somos un weblog que utiliza preponderantemente el idioma español pero de ser necesario (según las circunstancias e informaciones recopiladas) pudieran utilizarse otros idiomas (inglés, portugués, francés, italiano, latín, etc).

* Que se entienda bien: Nadie se hace responsable de lo publicado ni de los comentarios derivados así como tampoco de lo que indiquen enlaces foráneos proporcionados­. Nada puede ser autenticado.

* El propietario de este espacio web nada tiene que ver con el autor, no se hace responsable de lo que está siendo publicado, quien publica aquí lo hace utilizando un seudónimo (no anónimo). Cualquier publicación indebida será eliminada oportunamente a petición de la parte interesada.

* Ningún administrador y/o editor de algún sitio web foráneo que haga referencia hacia aquí es responsable de lo que está siendo publicado.

* Evítese algún mal entendido: Pueden haber rumores, informaciones erradas o no ciertas, como tal deben asumirse, incluso pueden haberse publicado datos, opiniones y noticias con fundamentos escasos. Usted puede reclamar y replicar lo que se considere pertinente en la sección de comentarios de cada publicación sin restricciones, es decir, NO HAY CENSURA PREVIA, ¡pruébalo!

* La función de este sitio web es netamente comunicativa, en ningún momento se pretende desprestigiar a terceros, inducir cosas malas o causar pánico (zozobra) en sus lectores quienes en forma voluntaria acceden aquí.


¡Y aquí es Noticia!!!